Cuidado, cariño y canela.

Imagen

Estaba preparada para ir al fin del mundo, sin equipaje, sólo con sensibilidad y cariño, eso que hacía años no sentía. Fue raro sentir cuidado y cariño en el beso de un casi extraño. Tenía referencias, pero para ella era nuevo. Ni siquiera habían bailado juntos, sólo compartido un par de comentarios, algunos roces buscados y quizás sonrisas acompañadas por el alcohol. Pasó la noche sin apenas contacto, sólo con la excusa banal de que ella guardara su tabaco en el bolso. Quedaba poca noche y se quemó el cartucho: no lo habían hablado, pero los dos sabían a qué se dirigían al fondo de la sala. Ella le hubiera metido la lengua sin pensar, él se deshizo en palabras innecesarias para acabar entregándole unos besos dulces, casi diría que sentidos, pequeños y cuidadosos. Ella se sorprendió, no lo esperaba sentir así y tampoco sabía si lo deseaba. Se había acostumbrado a otras historias no románticas, simplemente viscerales y pasionales. No sentimiento ni cautela. Nada dulce y con canela, sólo mordisco, intrusismo y desesperación. Eso era nuevo, de nuevo…

Horas después, ya en su solitaria cama, tendría que pensar cuántos años hacía que no se sentía así. ¡Y eran muchos! Sintió pavor… No sabía si sabría hacerlo. ¿Por qué sentía tanto sentimiento? ¿Por qué no sexo y ya está? Él le dio la opción que ella esperaba, pero se acobardaría… No sabía si sería capaz de hacer el amor con cariño y cuidado. No sabía si cumpliría la expectativa que él demostraba esperar.

La dejó en casa y al salir del coche, perdió un zapato, disimuló y se volteó para decir un tímido adiós. Entrando al portal, se sintió sucia. ¿Qué había pasado? ¿Por qué había llegado a ese punto? ¿En qué momento se convirtió en una fría dama, en un mero objeto de uso y desecho que no siente ni padece, que todo lo asume y envejece sin sentir amor y pasión? Sin magia, sin romanticismo, sin cuidado…

Se abrió una nueva perspectiva al fin de los días del año. Ahora la decisión era suya: ¿sería ella capaz de mover ficha? Y de hacerlo con cuidado, cariño y canela…?

Anuncios

Acerca de tricialuque

Soy una apasionada de las palabras, de los versos y lo que conforman. Y soy una apasionada de la vida con sus mejores y sus no tan buenos momentos, del amor, las relaciones, las personas, las sonrisas, las vivencias, el sexo... En este BloG encontrarás todo un batiburrillo en el que espero, encuentres el sentido de esas líneas y, si no, al menos te sientas identificado con algunas de las frases.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: